Cierra la única fábrica que exportaba aviones y responsabiliza al Gobierno

Petrel estaba por exportar 8 aviones a Colombia. No consiguió habilitación de la ANAC para la reapertura y no puede seguir acumulando deudas.

fuente: www.lapoliticaonline.com www.avionespetrel.com

Cierra la única fábrica que exportaba aviones y responsabiliza al Gobierno

La fábrica nacional de aviones de instrucción Petrel anunció este 25 de mayo su cierre en una serie de tuits dirigidos a la Administración Nacional de Aviación Civil (Anac)  y al mismo Alberto Fernández.

La empresa es una pyme con 12 años en el mercado, 18 aviones fabricados y más de 20 mil horas de vuelo en instrucción, que estaba fabricando 8 aviones para exportar a Colombia. Se trataba de la primera exportación de un avión de fabricación nacional en más de 40 años. Pero se quedó a mitad de proceso por la cuarentena y cerrará sus puertas a fin de mes.

“Estábamos cerrando la venta de otros cuatro aviones para dos países y teníamos las cartas de intención de clientes que nos querían comprar 7 aviones, pero no podemos seguir así. Nosotros cerramos cuando se declaró el aislamiento preventivo obligatorio, 40 días después les pedimos permiso para reabrir al Ministerio de Producción cumpliendo protocolos de distanciamiento social: tenemos una planta de 10 mil metros cuadrados y propusimos que trabajaran 6 personas por turno, sin contacto entre ellos, a las afueras de Mercedes donde no hubo ni un solo caso de coronavirus y un piloto de prueba por avión, que no puede contagiar a nadie. Nos dijeron que lo hablásemos con la Anac, elevamos el pedido a la Anac y no tuvimos respuestas”, relató con enojo y tristeza a LPO el presidente de la empresa Carlos Antonietti.

“El 9 de mayo directamente se lo pedimos por Twitter al presidente y en breve nos contactó alguien de su confianza para decirnos que en pocos días iba a estar resuelto y a los 3 días sale una excepción que autoriza a volar a escuelas de vuelo, aeroclubes y talleres de reparación y mantenimiento en todo el país, salvo el AMBA. Nosotros somos una fábrica, por lo que no entramos en ninguna de esas categorías. Volví a escribirle a la Anac y seguimos sin tener respuesta, mientras me llegan las consultas de los clientes y cartas documento de acreedores. Van a ser tres meses así, no podemos seguir sumando deudas. No nos queda otra que avisar que vamos a cerrar ¿Qué sentido tiene una fábrica de aviones que no puede volar sus mismos aviones?”, sintetizó.

La fábrica es la única de este tipo en el país, especializada en aviones certificados en el país y en la región livianos y ultralivianos (Very Light Aircrafts, VLA) y livianos deportivos (Light Sport Aircraft, LSA). Hasta ahora competía con empresas importadoras de aviones de este tipo. En China, Irán, República Checa y Estados Unidos estas empresas fabricantes de LSA y VLA cuentan con apoyo nacional por su valor estratégico en la capacitación de pilotos.

“Los importadores de aviones Felices! Muchas gracias a la @ANACargentina por fundir a la única fabrica nacional de aviones de instrucción y facilitarle el negocio a la importación. Destrucción de industria nacional en tiempo récord a favor de intereses extranjeros”, se lee en otro de los tuits anunciando su cierre.

“Entiendo que en la situación de nuestra pyme debe haber otras miles, y que no tienen por qué saber la diferencia entre una fábrica y un taller aeronáutico en la Presidencia, pero de parte de la Anac es algo que no se entiende. Pero no puedo tomar más deudas ni incumplir con nuestros clientes. Las pymes funcionamos mes a mes, no podemos estar tres meses paradas acumulando deudas”,  concluyó Antonietti. Copyright La Politica Online SA 2020.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *